Según el Foro Económico Mundial hemos llegado a la Cuarta revolución industrial en donde el internet de las cosas (IoT), los sistemas ciberfísicos, la cultura maker de «hágalo usted mismo» entre otros conceptos que se están desarrollando en el instante que usted lee estas líneas ya están promoviendo los cambios en todas las instituciones por pequeñas que sean.

Y en medio de tantos conceptos nuevos,tecnicismos y muchos anglicismos, vale la pena preguntarse: ¿Qué debo tener en cuenta a la hora de pensar en transformación digital en mi institución dadas las dinámicas tecnológicas que cada vez son más comunes en todos los sectores? 

Ya sea que usted sea docente en una institución educativa con Centennials (nacidos entre 1994 y 2010) o trabaje en una empresa con Millennials (nacidos entre 1980 y 1993) todos coincidimos que la Glocalización, nos invita a «pensar globalmente y actuar localmente” y nos obliga a reflexionar sobre nuestra responsabilidad  de ver el contexto internacional y con ello ayudar a mejorar el propio con el convencimiento de que las tecnologías de la información tengan esa transformación digital de la que tanto se habla, pero no solamente desde la parte “dura” de la tecnología sino desde lo “blando» para entenderla, comunicarla y aplicarla.

Por ejemplo, en Colombia, según el I Estudio de Transformación Digital de la empresa colombiana la “Transformación Digital” se asume solo desde el área del marketing, las ventas y la infraestructura (TI) dejando en un segundo plano áreas necesarias como la cocreación colaborativa entre empleados, la cultura de la innovación y creatividad, la activación y sostenimiento en redes sociales hacia los clientes o la importancia del “Big Datadirigido a los momentos de experiencias y relacionamiento social.

En todos los casos anteriores el punto de encuentro es el saber comunicar; que juega un papel importante para que dicha transformación digital prospere con las personas, que son la base de cualquier espacio productivo. 

Y si tenemos mucho más claro la necesidad de saber comunicar la transformación digital, también debemos identificar los momentos donde existen las oportunidades de hacerlo, acá algunas posibles: 

  • Estrategia visual y de imagen institucional.
  • Sistemas y flujos de información interna y/o externa.
  • Caracterización de la Cultura Organizacional.
  • Canales y Soportes de Comunicación Interna y Externa.
  • Marketing (por ejemplo, educativo) y Publicidad online.
  • Relaciones con medios de comunicación.
  • Política de situación de Crisis.
  • Estrategias de Recursos Humanos.
  • Análisis del sector y competencia.
  • Identificación y caracterización de interesados (indirectos) en la institución.
  • Estructuración de la oferta de Productos y Servicios.
  • Big Data organizacional.
  • Ecosistema digital de contenidos.
  • Entre otros.

Como pueden ver existen diversas opciones para intervenir en transformación digital y oportunidades para gestión desde la comunicación, la socialización y la participación de todos. Lógicamente se debe tener un plan estructurado y ordenado para que la novedad sea equilibrada y compensada desde lo estratégico, lo táctico y lo operativo.

 

Mario Nel Villamizar Ochoa – DirCom – FaceIT